Año nuevo, ciencia nueva

2013Bueno, ahora que las revistas científicas ya han hecho balance de lo que 2013 ha dado de sí en el ámbito científico, vamos a recapitular y ver lo que hemos aprendido, especialmente en estas páginas virtuales. En primer lugar, parece haber cierta unanimidad entre los expertos en que lo más notable del año que termina han sido los avances logrados en la inmunoterapia contra el cáncer. Para entendernos, vacunas o algo similar: “animar” al sistema inmune propio para que combata más eficazmente los tumores. En abril comentábamos aquí una noticia en esa línea, y otra más en junio, así que mis lectores no se sentirán defraudados (espero).

Entre los runners-up (o sea, finalistas) del galardón que otorga la revista Science para el avance científico del año, figuran varios que también han podido seguir los lectores de A Ciencia Cierta. La verdad es que, al margen de noticias relacionadas con la física y la tecnología, que no son mi especialidad y por tanto no las comento aquí (aunque sí a veces en el twitter), hemos estado ahí. Hemos hablado de la corrección específica de mutaciones usando las nuevas tecnologías de “tijeras mágicas“, que podrían emplearse un día para corregir enfermedades genéticas o incluso patologías como el Síndrome de Down. Los mini-órganos fabricados en el laboratorio con células madre han estado representados con los mini-páncreas o las iHeps para regenerar el hígado. La importancia de la microbiota formada por las bacterias intestinales ha quedado recogida aquí también en varias ocasiones, incluyendo aplicaciones que van desde ayudar a combatir el cáncer hasta prevenir el autismo. Y, uno de mis favoritos, el papel del sueño en limpiar el cerebro de sustancias tóxicas, fue comentado en un post del pasado mes de octubre.

Lógicamente, en este tipo de resúmenes siempre se quedan cosas en el tintero. Por ejemplo, el reciente descubrimiento de un “nuevo” código genético probablemente debería haber figurado en esta selección. Y los temas que tengo pendientes para comentar en A Ciencia Cierta incluyen cómo estimular el autocontrol mediante la excitación magnética del cerebro, cómo aumentar cinco veces la longevidad del gusano mediante dos mutaciones nada más, o la lista más reciente de las variantes que llevamos los homo sapiens modernos en nuestro genoma, que supuestamente son las que “nos hacen humanos”. Así que, como véis, ya tenemos bastantes cosas de que hablar en el 2014. Hasta entonces, feliz Navidad a todos.

Anuncios

2 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s